Hola a todos,

Tras varias recetas saladas, ¡Ya tocaba una de dulce!
A menudo en casa quedan plátanos ennegrecidos, o que no tienen el aspecto muy tentador. Esta receta que os traigo hoy es perfecta para aprovecharlos y darles servicio una vez son demasiado maduros.
Las magdalenas de plátano son densas y tienen ese sabor de sano que hace que no nos sentimos mal si caemos en la tentación (repetidamente)… jejeje.

Ingredientes
-3 plátanos maduros
-250gr de harina integral
-2 huevos
-75gr de miel
-75gr de azúcar
-75ml de aceite de oliva suave
-2 cucharaditas de levadura
-2 cucharaditas de canela
-1 pizca de sal

¡Vamos!
Precalentamos el horno a 170ºC y ponemos los papeles de magdalena o moldes de silicona en el molde para el horno.
Empezamos aplastando los plátanos con un tenedor. Como son tan maduros no será nada difícil.

Añadimos la miel, los huevos y el aceite y mezclamos bien.

 

Entonces mezclamos en un bol todos los ingredientes secos: la harina, el azúcar, la levadura, la sal y la canela.
Añadimos los secos a la mezcla, recordad tamizar para que queden más esponjosos.
Con una cuchara de helados (es el tamaño óptimo) rellenamos las cápsulas.
Horneamos durante unos 15-20 minutos, ya sabéis que depende del horno. Cuando un punzón salga limpio ya están, no os paséis de tiempo que quedarán resecos.
Pasar a una rejilla para enfriarlas, y listos.
Si queréis podéis espolvorear con azúcar lustre.

 

En la foto podéis apreciar que en las aperturas se ve el plátano, quedan muy rústicas y naturales, ya veréis que os gustarán mucho.
Buen provecho